El gran reto de sobrevivir un viaje en RENFE Cercanías

Viajando en uno  de esos trenes cercanías muy lentos de Renfe empiezo a dar vueltas a la cabeza y mirar alrededor y veo que todo el mundo tiene algo en común. Todo el mundo en los trenes tiene una cara de desesperación y tristeza que contagia a los de al lado, hay gente que mira hacia abajo con la mirada tímida, otros miran a los costados, otros escuchan música y chatean en sus Smartphones y otros simplemente duermen pensando en la agonía que les espera y yo observo cada movimiento. Ninguno de nosotros es capaz de mirarnos a la cara y dirigirnos un hola, con una simple sonrisa ya entras en un entorno hostil del que no quieres gozar en tu “ligero” y ameno viaje. 

Analicemos las causas de estos hechos más a fondo:

 

  • Los colores interiores de los trenes son muy sosos y adormecen hasta al más osado, tanto es que algunos duermen o simplemente se les duermen las neuronas.
  • Miro alrededor y veo unas ventanas que simplemente hacen que haya menos luz en el interior por lo que todo coge un aspecto más tenebroso.
  • Los asientos son incomodos y realmente solo por educación se respeta el espacio sobre todo cuando hay personas en frente o en los lados.
  • No hay ni un solo artefacto que nos una a los usuarios ni nada que nos entretenga en ellos, la voz de la megafonía es monótona y el iluminado deja mucho que desear, simplemente parece un hospital, muy tranquilo eso sí ( demasiado).
  • Las esperas en la estación se hacen largas y solitarias con el entorno.

¿ Qué ha pasado con los emocionantes viajes en tren de antaño? Todo el  mundo sonreía y era toda una experiencia montar en tren. ¿Qué podemos hacer para lograr volver atrás en el tiempo y recuperar esa grata experiencia?

1.- Maquinas expendedoras en los trenes por lo que en el momento de tener hambre o sed siempre podamos contar con algún tentempié que nos amenice el viaje en cercanías.

2.- Darle color  y añadir luminosidad a los vagones puede ser una buena manera  de activar a las personas.

3.-  Separar los vagones con distintas experiencias, WIFI y enchufes en algunos asientos en la zona de calma para poder trabajar, en la zona de fiesta por que no convertirlo en una aventura donde la buena música suene y haga mover el esqueleto a los más atrevidos y una tercera zona más chill out para poder hablar y estar con los pasajeros más a gusto( unas pantallas con vídeos curiosos e imágenes y noticias que incentiven a las personas a mantener un dialogo).

4.- Charlas y conciertos sorpresa en los trenes o conciertos programador para atraer a las masas, concursos de fotografía o incluso montar juegos para entretener a niños.

5.- …

6.- …

 

Se me ocurren mil y una ideas que pueden servir para animarnos un poco los viajes y es algo que creo que realmente debe tratarse y sacar a relucir los aspectos fuertes en los trenes. El tiempo es oro y por ello hay que aprovecharlo al máximo y que mejor que tratar de llevar alguna de estas iniciativas a buen puerto.  Todos os preguntareis de como financiar todo esto pero realmente creo que éste no es el mayor problema ya que hay mil y una maneras de poder sacar rentabilidad al asunto.

 

 

Anuncios